Gobierno de Chile firma contratos para concesión de uso de vías que incorporarán al sistema de Santiago 1.637 nuevos buses urbanos de estándar Red. La empresa Metropol, principal operador de Buenos Aires, Argentina, pasa a operar dos unidades, con 49 servicios

Ministra Gloria Hutt

En la primera semana de marzo de 2022, el gobierno nacional de Chile a través del Ministerio de Transportes y Telecomunicaciones suscribió los contratos derivados de la Licitación de Concesión de Uso de Vías del Sistema de Transporte Público de Santiago, que permitirán la incorporación al sistema de la capital chilena de 1.637 buses de estándar Red (con más calidad, seguridad y comodidad).

La suscripción de los contratos se realizó entre la autoridad de transporte y tres empresas que se adjudicaron seis nuevas unidades de servicios (US) licitadas, que comprenden un total de 153 servicios, que corresponden al 29% de los servicios que actualmente operan en el Sistema de Transporte Público de Santiago.

La empresa Redbus se adjudicó las unidades US4 y US6, con 50 servicios. Mientras que STP gestionará las unidades US3 y US5, con 54 servicios.

En tanto, el nuevo actor del Sistema, Metropol, principal operador de Buenos Aires, Argentina, operará las unidades US1 y US2, con 49 servicios.

El Ministerio de Transportes y Comunicaciones informa que la implementación de esta licitación permitirá la operación de nuevos buses con 5 millones de viajes a la semana, además de la inclusión de más de 230 nuevos puntos de parada.

Además, considera una nueva distribución de la malla de servicios, que expande en más de 500 km la red del Sistema y un aumento en la cobertura distribuido en 13 puntos de las zonas norte, oriente y sur oriente de la ciudad.

VALIDACIÓN DEL NUEVO MODELO

“Con este acto culmina la segunda y última etapa de los procesos de licitación que consolidan la transformación hacia el nuevo estándar Red, y con ello, validamos el nuevo modelo de transporte que separa la operación de los servicios de la tenencia de buses y terminales, entregando más herramientas de fiscalización y exigencias para elevar el estándar de calidad de servicio de transporte para las personas”, dijo la Ministra de Transportes y Telecomunicaciones, Gloria Hutt, que dejará el cargo el 11 de marzo de 2022, una vez que en esa fecha asume un nuevo gobierno nacional.

TRANSICIÓN AL NUEVO MODELO

Según explicó el director de Transporte Público Metropolitano, Fernando Saka, luego de la firma del contrato, y con el fin de iniciar la operación de servicios, fueron emitidas las respectivas órdenes de Suministro de Buses a los Suministradores para fabricar los buses, cuya primera llegada, se estima será en aproximadamente 9 meses más.

Con esto, se comenzó la preparación para la transición desde el actual sistema al nuevo modelo de operación, que deberá ponerse en marcha durante el 2023.

Entre las principales características del nuevo contrato de Concesión de Uso de Vías que se está implementando, el gobierno destaca la mayor potestad que tendrá la autoridad para la definición de Programas de Operación enfocada en las necesidades de las personas y la modificación de los mecanismos que resguardan el cumplimiento de la oferta establecida.

También, considerando el tiempo de espera, se avanzó hacia un esquema de operación por itinerarios en servicios de baja frecuencia, servicios nocturnos y de fin de semana, de esta manera se conocerá la hora en que pasará el bus por la parada y los usuarios podrán planificar su viaje con mayor precisión.

NUEVAS UNIDADES DE SERVICIO

Las nuevas unidades de servicios serán de un menor tamaño que las actuales (400 buses en promedio, mientras que las actuales son de 1.000 aproximadamente). Esto, según el gobierno, permitirá aminorar los riesgos de continuidad de los servicios de transporte, en caso de que una empresa presente problemas de gestión que afecten la operación.

También se disminuye el período de concesión, de 10 a 5 años, con la opción de extender la operación por hasta 5 años adicionales cuando se cumplan con los estándares de calidad.

PRESENCIA FEMENINA

El contrato establece exigencia de contar con un porcentaje mínimo de 7,5% de mujeres en el personal de operación y mantenimiento, que se deberá cumplir en un plazo máximo de 2 años.

ELECTROMOVILIDAD

 Para fomentar la electromovilidad, se determinó que aquellos contratos que contemplen una flota con más de un 50% de buses con propulsión eléctrica, tendrán una vigencia de 7 años, extensible por hasta 7 más, siempre y cuando cumplan con los estándares definidos en el contrato.

CERTIFICACIONES

Por otra parte, destacan las mayores exigencias para la operación, relacionadas con la obtención de certificaciones.

A diferencia de los contratos actuales, los nuevos contratos establecen, entre otras exigencias, el obtener la certificación ISO 39.001 de seguridad vial, la certificación en la norma chilena NCh 3262 sobre igualdad de género, conciliación de la vida laboral, familiar y personal, y la certificación de al menos el 60% de los trabajadores, al quinto año, en perfiles ocupacionales según ChileValora – Comisión del Sistema Nacional de Certificación de Competencias Laborales, un servicio público que nace al alero de la Ley 20.267 del año 2008.

Además, los buses que van a ingresar al Sistema producto de la licitación cuentan con un estándar de calidad más elevado, mayores condiciones de seguridad y un proceso que asegura que la mantención de esos buses se realizará en tiempo y forma, entre otros puntos, todo con el objetivo de mejorar la experiencia de viaje del usuario.

Vea también

By