Las manifestaciones en los primeros días de octubre también dañaron el Metro de Quito, que se encuentra en las etapas finales de construcción

El Metro de Santiago no fue el único sistema latinoamericano que sufrió daños en octubre de 2019 debido a manifestaciones violentas. La Empresa Pública Metropolitana Metro de Quito (EPMMQ) informó la semana pasada que, tras realizar una constatación y verificación inicial de los daños y afectaciones sufridos en diferentes frentes de obra, fruto de las protestas que azotaron a la capital ecuatoriana, durante doce días consecutivos, se ha podido levantar una información preliminar de los mismos.

EL EJIDO

El informe muestra que en la estación El Ejido hubo graves daños en los cerramientos de obra, saqueo en campamento y acopios de material de obra, incendio en rampa de vaciado, bloqueo con escombros en foso de ascensor de calle, corte de cables y afectación  de la estructura. También hubo bloqueo de accesos con material de construcción, basura, entre otros elementos.

Un hecho inusitado fue la sustracción de piedras patrimoniales que pertenecen a la zona ocupada por lo campamento en la Plaza de San Francisco. Hasta que se emitió el informe de daños, no se habían recuperado todas las piedras (lea a continuación).

LA ALAMEDA

Según el informe, en la estación La Alameda fueron observados graves daños en los cerramientos de obra, saqueo en campamento y acopios de material de obra, y, también, bloqueo de accesos con material de construcción, basura, entre otros elementos.

FRENTE DE OBRA ‘24 DE MAYO’

En la frente de obra 24 de Mayo hubo graves daños en los cerramientos de obra, saqueo en campamento (computadoras, equipos topográficos, ropa de personal, entre otros) y saqueo en bodega (material y herramientas de construcción).

POCO O NINGUN DAÑO

El informe dice que no existen daños significativos en los talleres y cocheras. Las estaciones del tramo norte – El Labrador, Jipijapa, Iñaquito, La Carolina, La Pradera, Universidad Central – no sufrieron daños, misma situación de estaciones del tramo sur: La Magdalena, El Recreo, Cardenal de la Torre, Morán Valverde, Solanda y Quitumbe.

La empresa informó: “Los siguientes pasos para cumplir con los requerimientos de las entidades de control y aseguradoras, será realizar la constatación con el personal de fiscalización de la obra y los peritos designados, siguiendo con todos los trámites pertinentes para asegurar que se realicen las reparaciones necesarias pero, además, se sostengan las acciones legales de rigor con el fin de sancionar a los responsables de los daños ocasionados a los bienes de la ciudad”.

EL CASO DE LAS PIEDRAS SUSTRAÍDAS

Piedras de la plaza de San Francisco

A través de comunicado, la Empresa Pública Metropolitana Metro de Quito (EPMMQ) informó que, “gracias a la gestión y colaboración de la comunidad y el personal de la empresa, el Consorcio Línea 1 y voluntarios”, se ha recuperado un monto importante de piedras componentes de la plaza de San Francisco, que estaban almacenadas en la estación El Ejido para ser repuestas tras la finalización de la estación, ubicada en pleno casco histórico de la ciudad.

La nota explica que durante la intervención en la plaza de San Francisco, se levantaron e inventariaron más de 107.000 piedras componentes de la plaza, considerada parte fundamental del Patrimonio Cultural de la Humanidad. La mayor parte de éstas fueron ya repuestas en sus ubicaciones originales, dejando solamente alrededor de 1400 almacenadas en estación El Ejido.

Durante las jornadas de protesta de la semana pasada, manifestantes perpetraron el cerramiento de la estación y accedieron hasta la zona donde se almacenaban las piedras en mención, violentaron las seguridades del perímetro y extrajeron un número importante de ellas.

“Gracias a la intervención decidida del personal de la obra y cientos de voluntarios, se han logrado recuperar 1207 en la primera jornada de trabajo y 127 en la segunda jornada, que tuvieron que desarrollarse en las inmediaciones del sector de El Trébol”.

La empresa dice que quedan por recuperar aproximadamente 66 piedras. Y también hizo un llamado a la ciudadanía para que, en caso de que identifiquen estas piedras, que sonde un color café y negro oscuro y tienen un número de inventario colocado en blanco, las puedan reportar o entregar en cualquier frente de obra del Metro de Quito, al personal de guardianía.

You may also like

By